Conoce la rutina de ejercicios que cambiará tu cuerpo


¿Te cuesta motivarte? ¿Sientes que no tienes tiempo para ir al gym? Estas en el lugar correcto porque te ayudaremos a sentir que no hay excusas para mantenerte saludable. Tan solo basta que empieces a sentir el entusiasmo necesario, con tan solo unos minutos de ejercicios. Te ayudaran a verte y sentirte de maravilla.

Puedes empezar a entrenar desde la comodidad de tu hogar, tres veces a la semana. Es necesario que seas constante, dejar a un lado ese desánimo por no saber el número de teléfono de Farmacias San Pablo y proponerte cambiar tus hábitos de comer.

Mantén la buena energía

Puedes comenzar esta rutina de ejercicios primero desayunando correctamente, con todo lo necesario para ofrecerte las energías y puedas quemar toda esa grasa acumulada en tu cuerpo. Si tu caso es que prefieres ejercitarte en algún momento cuando estés desocupado. Pues es necesario que cuentes con una buena alimentación previamente, si no lo haces de esa manera puedes terminar mareándote o no rindiendo durante el entrenamiento.

En primer lugar, busca ese lugar en tu casa donde te sientas más cómodo, puede ser tu jardín o hasta la sala. Coloca la música que desees para motivarte en esos segundos donde crees no poder más. Comenzarás con un ejercicio que se llama Jumping Jacks, esto lo harás por unos treinta segundos. Estos no son más que los conocidos saltos de tijera estando de pie.

Colocas tus pies juntos y manos en posición de reposo sobre el nivel de tus caderas, empiezas a brincar, abriendo y cerrando piernas y brazos al mismo tiempo. Estamos seguros que además de hacerte sudar, te sentirás de nuevo en tu niñez. Después de eso realiza unas quince flexiones.

No sientas presión

Continúas ahora con unas sentadillas las cuales la harás recostando la espalda de la pared por un total de 30 segundos, colocando tus piernas en un ángulo de 90 grados. Puedes tomarte un momento para respirar y ahora pasas a realizar el ejercicio llamado Skipping, el cual consiste en estar parado sin moverte del sitio, elevando las rodillas hacia arriba alternándolas, empezarás a saltar sobre las puntas de tus pies.

Es momento de que te tomes una breve pausa, respires e hidrátate para continuar, de esta manera no te sentirás presionado. Ahora prosigues con la plancha lateral, esto será por un tiempo de quince segundos por cada lado. Con esto lograrás fortalecer la zona abdominal. Algunos lo comparan con la plancha frontal, pero de costado. Primero debes colocar algo que te amortigüe en el piso, preferiblemente una esterilla, en ella vas a recostarte lateralmente. Con una mano apoyada en la misma y la otra pegada a tu cuerpo. Vas a elevarte hasta que solo tengas apoyado un brazo y los pies en el suelo.

Disfruta el ejercicio

Ahora harás un poco de Jumping Squat, son sentadillas comunes, pero dando un pequeño salto en la elevación y llevando los dos brazos hacia atrás, al mismo tiempo con las palmas de las manos abiertas, por un total de treinta segundos.